Beauty, Lifestyle

La Magia de las Sleeping Mask

En esta ocasión vamos a hablar sobre las mascarillas faciales nocturnas, que se han convertido en indispensable en nuestra rutina de belleza para mantener un rostro limpio, sin imperfecciones e hidratado. Una buena rutina facial incluye al menos una perfecta limpieza y una crema facial adecuada a nuestras necesidades, por ejemplo si tenemos la piel seca, deshidratada, con imperfecciones, granitos o apagada, pero te tenemos una noticia: encontramos muchos otros productos que nos pueden beneficiar si los incluimos en nuestra rutina, como es el caso de las sleeping mask.




Desde corea con sus innovadores productos y tips, estas mascarillas llegan para darnos un extra a nuestra piel, para hidratar y nutrir en profundidad en el caso de las pieles secas, aportar luminosidad, reparar o purificar profundamente la piel logrando un aspecto más limpio y fresco como pueden ser las pieles con puntitos negros.

Hasta aquí podríamos pensar que no existe diferencia con una mascarilla de día ya que las mascarillas que conocemos también nos aportan los mismos beneficios, pero sí que hay una diferencia: es durante la noche cuando la piel tiene su proceso de reparación y está mucho más receptiva; y si a esto le sumamos las propiedades de la mascarilla adecuada, los efectos se multiplican porque ayudará a ese proceso con mayores beneficios.

















Durante la horas de sueño el producto se mantiene mucho más tiempo sobre la piel, y normalmente con una mascarilla de día no estamos tantas horas con ella puesta y esto se nota, pues una
sleeping mask logra por la mañana un rostro mucho más relajado y fresco.

Muchos de estos productos contienen más principios activos logrando así mayores resultados ya que la piel durante la recuperación celular responde muy bien a las altas dosis de los principios activos. Otro beneficio de aplicarlas por la noche es que no debemos preocuparnos por ingredientes que son fotosensibles como la hidroquinona, retinol (vitamina A) o Vitamina C.


¿Para qué tipo de pieles están indicadas?

Todas las pieles pueden verse beneficiadas, solo hace falta encontrar la mascarilla adecuada a nuestro tipo de piel. Las hay con diferentes efectos: hidratantes, iluminadoras, antioxidantes…

Su forma de uso es tras la limpieza nocturna, es fundamental que la piel esté perfectamente limpia. Se debe aplicar una capa gruesa sobre el rostro y si deseamos también cuello, dejar actuar toda la noche y disfrutar de sus resultados.

En el caso de las pieles grasas que opten por mascarillas purificantes con dos veces a la semana será suficiente, por el contrario si se busca reparar una piel desnutrida o deshidratada se puede usar durante una semana.



Author


Avatar